Apúntate ya a la alerta de concursal

Por favor, introduce un nombre
Por favor, introduce un email válido
Es necesario aceptar las condiciones

Requisitos de acuerdos de refinanciación

17/02/2021
Para que los acuerdos de refinanciación puedan obtener la homologación judicial es necesario que cumplan los siguientes requisitos:
  Que el acuerdo responda a un plan de viabilidad que permita la continuidad de la actividad profesional o empresarial del deudor a corto y a medio plazo. Ver nº 290.
  Que el acuerdo tenga como objeto, al menos, la ampliación significativa del crédito disponible o la modificación o la extinción de las obligaciones del deudor, bien mediante la prórroga de la fecha de vencimiento, bien mediante el establecimiento de nuevas obligaciones en sustitución de aquellas que se extingan. Ver nº 295.
  Que el acuerdo haya sido suscrito por una mayoría  de acreedores que representen, en el momento de su adopción, al menos, el 51% del pasivo financiero, según certificación emitida por el auditor de cuentas del deudor.
La certificación  sobre la suficiencia de la mayoría exigida debe emitirse por el auditor legalmente designado y, cuando no hubiera obligación de someter las cuentas anuales a auditoría, por el auditor nombrado a este efecto por el registrador mercantil del domicilio del deudor y, en los casos de acuerdos de grupo o de subgrupo de sociedades, el de la sociedad dominante.
  Que el acuerdo se haya formalizado en instrumento público por todos los que lo hubieran suscrito, al que se debe incorporar como anexos:
– el plan de viabilidad;
– la certificación del auditor;
– cuantos documentos justifiquen la concurrencia a la fecha del acuerdo de los requisitos exigidos por la ley según la clase de acuerdo de que se trate;
– cuando participen titulares de pasivo financiero especialmente privilegiado, las certificaciones emitidas por la sociedad rectora del mercado secundario oficial o del mercado secundario de que se trate, en caso de garantías sobre valores mobiliarios cotizados, o por una sociedad de tasación homologada e inscrita en el registro especial del Banco de España, en caso de bienes inmuebles (LCon art.607.5); y
– en su caso, el informe de experto independiente.